Cuidado con las bebidas alcohólicas, el cuerpo no puede metabolizar grasa y alcohol al mismo tiempo, si tomas demasiado haces que la prioridad de tu cuerpo sea sacar el alcohol y metabolizarlo, al mismo tiempo deja de quemar grasa como normalmente lo haría y pierde la habilidad de reservar carbohidratos en forma de glucógeno. Esto quiere decir que lo que comas se acumula como grasa y además el metabolismo se vuelve más lento.

No quiere decir que hay que dejar de tomar. Lo que hay que hacer es establecer prioridades; si te vas a dedicar a comer cuida la bebida y viceversa, aléjate de las bebidas como el ponche o el rompope, son bombas de calorías! opta por bebidas como el vino, whisky o vodka (con medida).

Por ejemplo, si prefieres disfrutar de la comida sin preocuparte de su aporte calórico ni del aporte de grasa, no tomes más de dos copas, si al contrario,  vas a salir de fiesta con amigos y sabes que tomaras más de 3 o 4 copas entonces tienes que cuidar lo que comes. Te recomiendo que comas algo saludable antes de salir de fiesta y durante el evento trata de comer cosas bajas en grasa, apoyándote más en las proteínas.

Toma siempre un vaso de agua entre cada vaso de bebida alcohólica, asi evitas deshidratarte, con la deshidratación pasan dos cosas, la resaca es más grande y te dan más ganas de comer.

Captura de pantalla 2015-11-23 a la(s) 13.10.24

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *